Saltear al contenido principal

FIBRA DORADA

 El yute o “fibra dorada”, como también se le conoce, por el reflejo que adquiere bajo la luz del sol. Es una de las fibras más largas y usadas en las diferentes aplicaciones textiles.

Material versátil, natural y biodegradable donde los haya. A mi me gusta mucho por diferentes motivos, pero el que más es por su aspecto rústico. La tela de yute al ser un material orgánico sufre variaciones de color y textura a lo largo de su vida. Debido a su estructura puede teñirse al contacto con otros tejidos.

Si tu prenda o complemento se ha manchado, puedes lavarlo con una esponja húmeda y un poco de detergente orgánico líquido. Puedes añadir algunas gotas de vinagre blanco al agua. No frotes fuerte para que la fibra no se dañe. El secado es mejor que lo hagas a la sombra y al aire libre, si le da el sol puede cambiar de color.

Si vas a lavar la prenda completa lo mejor es que lo hagas en seco. Si lo pones en la lavadora no excedas de los 30 grados y sin centrifugar. El planchado debe ser cuando esté todavía húmedo.

Con esta fibra dorada se fabrican, desde zapatos hasta el packaging de un jamón. Todos conocemos las famosas alpargatas en el mundo de la moda, como las muy estilosas y coloridas de Teresa Entretejidos. Y no quiero dejar de comentar que hay un uso muy extendido en los geotextiles usados contra la erosión del suelo, porque debido a su condición biodegradable, cuando se rompen no hace falta quitarlos.

Son muchos los productos manufacturados en los que se emplea el yute, pero también se emplea como mezcla textil. Los hilos muy finos pueden separarse y convertirse en seda de imitación. También se mezcla con lana.El Yute se extrae mayoritariamente de la corteza del yute blanco y en menor medida del yute rojo.  La fibra del yute es 100% biodegradable y reciclable, por lo tanto inocua para el medio ambiente.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Volver arriba